Ensalada de patata y pepino con salsa tzatziki vegana

Una combinación nórdica con una salsa ácida y cremosa
Autor The Fussy Eaters

Ingredientes

Ensalada

  • 700 gr de patatas nuevas
  • 2 pepinos
  • Un manojo de eneldo
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal rosa del Himalaya

Salsa Tatziki

  • 350 gr de yogur de coco sin azúcar de la marca YA
  • 1 pepino
  • 1 diente de ajo pequeño
  • El zumo de medio limón
  • 2 cs de aceite de oliva virgen extra
  • Un manojo de menta
  • Un manojo de eneldo
  • Sal rosa del Himalaya

Elaboración paso a paso

Para las hortalizas

  1. Lava las patatas con la ayuda de un cepillo para quitarlas toda la tierra que puedan tener.
  2. Colócalas en una olla con agua fría y llévala a ebullición. Añade sal y dejar hervir hasta que las patatas estén tiernas, entre 10 y 15 minutos. Comprueba con la ayuda de un tenedor.
  3. Mientras, lava los pepinos y pélalos a rallas, dejando la mitad de la piel para obtener un resultado estéticamente agradable. Córtalos en rodajas.
  4. Cuando las patatas estén listas escúrrelas y remójalas con agua fría para detener la cocción.

Para la salsa

  1. Pela y ralla el pepino bien fino. Colócalo en un colador, añade sal y déjalo en reposo durante 10-15 minutos para que suelte el agua.
  2. Pasado este tiempo, presiona el pepino para que acabe de soltar todo el agua y, una vez escurrido, emplázalo en un robot de cocina.
  3. Tritúralo con el yogur de coco, el diente de ajo, el zumo de limón, el aceite de oliva, las hierbas y un poco de sal hasta que todos los alimentos queden perfectamente integrados.

  4. Colócalo en una fuente pequeña si vas a servirlo de inmediato. Sino, puedes guardarlo en un recipiente hermético en la nevera un máximo de 4 días.

Para la ensalada

  1. Coloca las patatas en un plato o fuente, añade el pepino cortado a rodajas, decora con eneldo y aliña con aceite de oliva virgen extra y sal rosa.
  2. Sirve acompañado de la salsa tzatziki bien fría.